Butroneros roban en el restaurante Zeppelin de Torrelodones

3

Butrón practicado a la altura del cuarto de baño de ZeppelinMediante un “butrón” en el muro exterior que da al cuarto de baño, esta noche entre las 3.30 h., cuando se fue el último trabajador, y las 6.30 de la mañana en que se volvió a abrir, robaron en Zeppelin, el emblemático bar-restaurante de la colonia de Torrelodones.

A pesar de que en la finca desde la que accedieron había un guarda y un perro (ver en la fotografía), practicaron un boquete –aparentemente con un martillo neumático- e ingresaron en el local. La alarma no saltó, la policía judicial considera que pueden haber utilizado un inhibidor de señal, herramienta de la que hoy en día disponen los delincuentes.

Bernar, propietario del restaurante Zeppelin de TorrelodonesA las 6.30, cuando llegó el primer empleado y entró por la puerta sin sospechar nada, se encontró los destrozos y los faltantes de género y dinero.

Como se puede ver en las fotografías, destrozaron la máquina de tabaco, llevándose el tabaco y el dinero, también rompieron la máquina “tragaperras” y la caja registradora, y de ambas que se llevaron el metálico. Se cargaron hasta los sensores de humo y las luces de emergencia, quizás creyendo que estaban vinculados con la alarma.

También aprovecharon para llevarse el whisky, las botellas de vino de marca, y toda la comida que pudieron. “Cordero, entrecotes, embutidos, jamón, el marisco (gambas, bígaros, nécoras…) y las setas de cardo…”, comentó Eva, trabajadora del local y perteneciente a la familia propietaria del establecimiento. Se llevaron “hasta la cabeza de jabalí, que sólo vale 3 euros!”, añadió Bernar, propietario Zeppelin y que estaba visiblemente molesto con la situación.

A el guarda le pareció “haber oído algo” pero no lo suficiente como para sospechar, sabiendo que además había alarma.

Bernardino, propietario del restaurante Zeppelin de Torrelodones y constructorEs gente que seguramente sabía perfectamente dónde tenían que picar para entrar, comentó Bernardino, propietario original de Zeppelin (padre de Bernard), que rápidamente reparó el boquete practicado a la altura del cuarto de baño. “Había marcas de picadas, por lo que se ve que emplearon un martillo neumático a batería”, comentó Bernardino, que además es constructor y tiene amplios conocimientos del oficio. En las fotografías, se puede ver desde el exterior y desde el cuarto de baño, la reciente reparación.

Hace unos días, publicábamos algunos de los recientes robos en el municipio. Posteriormente, nos hemos enterado de algunos casos más, incluso del robo del equipo de música a una furgoneta aparcada junto al estadio municipal de fútbol “Julián Ariza”, modalidad que creíamos que ya no se utilizaba.

Aunque en estos días estamos viendo mayor presencia policial, gracias a lo cual se evitó el tercer robo en sólo 6 días al Telecor, es evidente que es necesario un esfuerzo mayor, para que en Torrelodones podamos sentirnos tranquilos.

Roban el restaurante Zeppelin de Torrelodones

Print Friendly, PDF & Email

3 Comentarios

  1. Desde luego Torrelodones no se salva de la quema, y en concreto la Colonia a la que suma el abandono (o castigo) al que le tiene sometido VxT.

    Los que vivimos en la Colonia algo tenemos que hacer: cierran los comercios y nos inflan a robos, si te das un paseo hay multitud de propiedades en venta (generalizado en todo el pueblo). En fin, que Torrelodones se está muriendo.
    ¡Ah, no! que como tenemos carril-bici (supongo que construido por la grandísima demanda de los vecinos, información extrapolada del superplan de movilidad) vamos a tener un desarrollo local:¡qué miedo tienen que tener los pueblos colindantes!.
    Yo creo que algo tenemos que hacer, a alguien se le tiene que ocurrir algo. A mí si me gustaría que nos solidaricemos que las víctimas. Es decir, si roban un negocio: una semana todos a comprar, consumir a ese negocio. Si es a un particular, otra alternativa. No sé, habrá que pensarlo.

Comenta con tu nombre o mote, como quieras...