AcTÚa presentó una interesante propuesta de Peatonalización para Torrelodones

1

AcTÚa presentó su propuesta para peatonalizar el casco urbano de TorrelodonesEl miércoles 23, en el Salón de Plenos del Ayuntamiento de Torrelodones, AcTúa convocó a vecinos y comerciantes del pueblo, para exponerles su “Propuesta de Peatonalización del Casco Urbano de Torrelodones” e intercambiar opiniones con los que serían los más afectados, en el caso de llevarse a cabo su plan.

Asistieron a la exposición, la Concejal de Desarrollo Local, Raquel Fernández y el Concejal de Hacienda, Luis Collado. El Ingeniero Francisco Carou, Concejal del Partido Popular, estuvo en representación de su Grupo, mientras que Guillermo Martín, asistió por parte del PSOE local.

El grupo de expertos que ha trabajado en el proyecto, expuso con claridad y argumentó sólidamente la propuesta que desean “consensuar”, analizando las consecuencias desde todas sus aristas.

Peatonalización por etapas propuesta por Actúa
La zona de color verde es la actualmente peatonal, la zona pintada en negro, es lo que se propone peatonalizar en la 1ª etapa y la zona violeta, en la 2ª etapa

Rubén Díaz, Concejal de AcTÚa en el Ayuntamiento, al presentar al panel de profesionales que expondría el proyecto, comentó que están trabajando también en una Propuesta de Peatonalización para la Colonia de Torrelodones, sobre la que informarán en las próximas semanas.

Los profesionales que asesoran a AcTÚa en materia de Movilidad y Desarrollo local, que intervinieron, fueron: Roberto De la Torre, Ingeniero de Caminos, experto que ha participado en numerosos procesos de peatonalización (el primero de ellos en Washington, en 1975). Pedro, Policía Municipal de Torrelodones, que ha vivido en el pueblo durante toda su vida y conoce de primera mano los pormenores del tráfico en la zona; y Javier Ros, Ingeniero Técnico Industrial con una dilatada experiencia trabajando como Agente de Desarrollo Local y Empleo en la Sierra, que ha estudiado el impacto de las peatonalizaciones en la mejora de la calidad de vida y del desarrollo del comercio.

Roberto De la Torre, que fue el primer experto en intervenir, ante la disyuntiva “peatonalización, sí o no”, expresó que “una peatonalización bien hecha, consensuada y con sentido, sí“. El ingeniero explicó que puesto que “partimos de una zona peatonalizada que ya existe”, lo que se debería hacer es “ir aumentando la zona peatonal” a continuación de la ya existente.

AcTÚa presentó su propuesta para peatonalizar el casco urbano de TorrelodonesEse aumento de la zona peatonal, hay que hacerlo por etapas, afirmó el experto. “Nosotros planteamos 2 etapas de 2 fases cada una“, explicó. En la primera fase, la peatonalización se realiza con elementos móviles, y una vez que esa fase está concluida, hay que comenzar a consolidar los hecho en la primera fase”, acometiendo las obras necesarias.

La peatonalización que propone AcTÚa es “en forma permanente”, no solo para los días festivos, domingos… “Queremos vivir en un pueblo bueno, no en una ciudad mala”, afirmó, a la vez que invitó a “discutir y buscar consenso”.

Actualmente la zona peatonal del pueblo, abarca 3.140 metros cuadrados (La Plaza de la Constitución y unos 66 metros de la Calle Real). AcTÚa propone en la primera etapa, añadir otros 2544 metros cuadrados más, extendiendo la zona peatonal actual, peatonalizando un nuevo tramo de la Calle Real y un tramo de la calle Hermanos Velasco (donde estaba la antigua churrería).

AcTÚa presentó su propuesta para peatonalizar el casco urbano de TorrelodonesDe esta manera, con la suma de las áreas actualmente peatonales, y la nueva “conseguiríamos un paseo de 285 metros” para recorrer, además de “casi” duplicar la superficie peatonal disponible, expuso De La Torre.

Asimismo, el Ingeniero De la Torre explicó lo que ocurriría con el tráfico y con las plazas de aparcamiento y propuso soluciones, comenzando por ordenar el aparcamiento actual de la Calle Real. Posteriormente, allí debería construirse otro.

Ante la inquietud de los comerciantes, al restar el tráfico frente a sus locales, les argumentó que la medida, redundaría en beneficio de ellos. En términos de marketing, y midiendo el impacto visual, “vale más un peatón que pasa frente a un escaparate andando, que 15 coches“, aseguró. Asimismo, comentó que en su experiencia, en todas las peatonalizaciones ocurre lo mismo: “una vez llevada a cabo, transcurridos 6 meses, los comercios que no fueron incluidos dentro del área peatonalizada, pero que están cerca, piden que se amplíe la zona al menos hasta donde están ellos“.

En este punto, intervino Javier Ros, que reforzó los argumentos al explicar los beneficios que conlleva una peatonalización en cuanto a la mejora de la “calidad de vida” y de desarrollo del comercio local. Esta medida “comporta mejoras en el corto y medio plazo” en términos de fomento de la actividad económica, y “no perjudica a los habitantes de la zona”. No obstante, “los escucharemos para potenciar los factores positivos y minimizar los que puedan ser negativos”, afirmó.

Ante la preocupación de un vecino, que comentó los problemas para dormir por los ruidos al estar sobre un restaurante de la plaza, el Policía Local que conformaba el panel comentó que en Torrelodones había unas ordenanzas “bastante restrictivas” que habrá que hacerlas cumplir para evitar inconvenientes.

En una 2ª etapa, AcTÚa propone continuar extendiendo la zona peatonal, incluyendo la calle de Carlos Picabea hasta la Iglesia, donde se uniría con la zona ya peatonalizada de la Plaza de la Iglesia, la calle Rufino Torres y la peatonalización parcial de la Plaza del Caño. En esta etapa se añadirían 123 metros más de paseo, y 3.900 metros cuadrados más de zona peatonal.

Al finalizar la exposición, los ponentes se quedaron varios minutos respondiendo las preguntas de los asistentes.

 

Para más información click aquí.

 

1 Comentario

  1. Y para cuando se van a mover para algo mas que proponer una acera que una las urbanizaciones pegadas a la via de servicio que las acerque al Polideportivo-Pueblo

Dejar respuesta